Antes de decidir comprar un vibrador es importante analizar las diferentes opciones que se nos presentan y ver cuál se adapta mejor a nuestros gustos o necesidades particulares. Hay vibradores de muchas formas y tamaños de en los sex shop, por ello te lo vamos a poner fácil, te ayudaremos a escoger el que mejor te venga.

vibradores

La característica fundamental que diferencia a los vibradores de los dildos es, obviamente, las vibraciones, estímulos o latidos que genera con sus pequeños motores internos (pueden tener uno o varios).

1- Clásicos

Este tipo de vibradores son los más simples: su forma es recta, alargada y lisa, y su motor de vibración es muy sencillo de manejar. Son perfectos para quien no tiene ningún juguete erótico y quiere comprar su primer vibrador.

2- Vibradores realísticos

Se encuentran entre los juguetes eróticos más populares entre las mujeres. Su principal característica es su forma que imita a la perfección el tamaño y las peculiaridades de un pene real. Estimulan de forma semejante a como lo haría un pene, añadiendo el masaje interno y externo que suponen las vibraciones. Algunos, además, incorporan funciones extra como la estimulación del punto G.

3- Conejito rampante

El vibrador más mediático es, sin ninguna duda, el conejito rampante. Ya sea por su aparición en cine o en televisión este tipo de juguete erótico acapara todas las listas de ventas. Se trata de un vibrador de doble acción, una combinación fantástica de estímulos que masajea el clítoris y la vagina al mismo tiempo y resulta extraordinariamente placentero. Algunos modelos incluso incorporan un tercer punto de placer a modo de perlas estimuladoras que hacen rotar el cuerpo del vibrador.

4- Vibradores discretos

Hay los llamados vibradores de bolsillo o vibradores discretos, la mayoría diseñados para la estimulación externa del clítoris. Son vibradores pequeños con mil y una formas, algunos incluso funcionan con mando a distancia, con o sin cables, para

jugar en solitario o en pareja. Sus formas varían, desde un cupcake, hasta una barra de labios o un corazón, etc.

5- Vibradores Punto G

Los vibradores para el punto G están especialmente diseñados para estimular directamente el punto de más placer de una mujer: el punto G. Dado que se trata de una zona difícil de alcanzar, se han diseñado una serie de masturbadores femeninos específicamente adaptados para lograr masajear ese punto. Su forma es alargada y

curvada en la punta, para que toque el punto de forma intuitiva.

6- Vibradores de cristal y de cerámica

Son, como su propio nombre indica, de cristal o cerámica. Los de cerámica incorporan en su interior un motor que los hace vibrar, mientras que los de cristal lo llevan en el exterior, sujeto a partes específicas del propio juguete.

7- Sumergibles

Los vibradores sumergibles son compañeros ideales para disfrutar de una agradable sesión en el baño o en la ducha. En este caso debemos poner el acento sobre la importancia de leer atentamente las instrucciones de uso antes de sumergirlos por completo ya que existen algunos modelos que, pese a que son resistentes a salpicaduras, su dispositivo vibrador no está completamente aislado, por lo que no deben ser sumergidos completamente, de ahí que sea muy importante diferenciar entre vibradores sumergibles y aquellos que solo son resistentes al agua.

8- Control remoto

Los vibradores control remoto son aquellos que su vibración se controla con un mando a distancia, con cable o sin él. Los estímulos de este tipo de juguete varían: desde un suave masaje hasta ondas de alta potencia que te vuelven loca. Los de alta tecnología cuentan con sistemas de detección de movimiento con el que podrás manejar las vibraciones con solo mover tu mano. Son, por ejemplo, los huevos vibradores, los estimuladores de pareja o bolas chinas vibradoras.

9- Vibradores de lengua

Los vibradores menos conocidos son los de lengua. Son vibradores que imitan las sensaciones que produce el sexo oral femenino. Se presentan en forma de masajeador que estimula el exterior del clítoris con movimientos similares al de la lengua, en forma de funda para ponerse en la propia lengua y hacerlo vibrar o en forma de bala vibradora.

10- Balas vibradoras

Las balas vibradoras son como vibradores clásicos: de forma recta y con su extremo acabado en punta, como una bala de verdad. Son más pequeñas que los vibradores convencionales y se activan pulsando un botón. Normalmente son resistentes al agua.

Para iniciarse con cualquiera de estos tipos de vibradores te recomendamos usar lubricante, así se deslizarán mejor y evitarás roces molestos.

Su limpieza es igual de sencilla que su uso: debes lavarlos antes y después de su uso con agua tibia y jabón antibacterias. Así de fácil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

* Copy this password:

* Type or paste password here:

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>